La película “Xenia“ del cineasta griego Panos Kutras fue la gran ganadora de los premios otorgados por la Academia griega de Cine, en una ceremonia -dedicada también a los 120 años de la historia del cine mundial- que tuvo lugar el lunes pasado en el Centro Cultural Onassis
 
“Xenia“, que fue galardonada con un total de seis premios, entre los que a mejor largometraje, mejor guión y mejor dirección, es una película sobre la vida de los inmigrantes de segunda generación en Grecia. Relata la historia de Danny y su hermano Ulises, de 16 y 18 años respectivamente, quienes tras la muerte de su madre albanesa comienzan un viaje por toda Grecia con el fin de encontrar a su padre griego que les había abandonado cuando eran niños. Extraños en su propio país, los dos hermanos están decididos a conseguir como sea el reconocimiento legal por parte de su pardre. 
 
Panos Kutras aceptó los premios pero se negó a recibirlos hasta que, como dijo, se encuentre una solución al problema de la ciudadanía griega para los hijos de inmigrantes que son nacidos y crecidos en Grecia. "Es un problema que persiste desde hace veinte años. Una vez que se legisle a favor del otorgamiento de la ciudadanía griega a estos niños para que tengan los mismos derechos que nosotros, entonces recibiré estos premios", señaló Panos Kutras junto con el guionista de la película, Panagiotis Evanguelidis y las productoras Eleni Kosifidu y Alexandra Busiu. 
 
Uno de los mejores momentos de la velada fue la entrega del premio a la diva del cine francés, Fanny Ardant, por el conjunto de su carrera cinematográfica. "No me gustan las medallas ni los premios. La razón por la que estoy aquí es porque amo a Grecia desde que empecé a comprender la historia. Ustedes me han enseñado que no hay ganadores y derrotados...", subrayó Fanny Ardant en su saludo breve añadiendo que Grecia es “el país de la libertad y de la experimentación”. 
 
 

banner panorama

banner newsletter panorama

  1. Lo más visto
  2. Grecia e Iberoamérica