Tesalónica es la segunda ciudad más grande de Grecia. Se encuentra a 520 kilómetros al norte de Atenas y es una metrópolis moderna con las huellas bien marcadas de su tormentosa historia y su carácter cosmopolita, que le confieren una belleza y un encanto especiales.
 
 
 
Su historia en breve 
 
Su situación geoestratégica -en el cruce de dos vías principales, una la Vía Egnatía, desde Italia hasta Estambul y otra desde el Danubio hacia el mar Egeo- y su puerto hicieron de ella una ciudad prominente con una continuidad histórica ininterrumpible desde el año de su fundación, 315 a. C, por el rey Casandro quien la nombró en honor de su mujer Tesalónica, hija del rey Filipo II de Macedonia y hermanastra de Alegandro Magno. Rápidamente se convierte en un centro económico importante y continúa expandiéndose tanto en el período romano (el emperador Galerio la eligió como residencia construyendo ahí su palacio) como en el período bizantino siendo la capital de uno de los mayores “themas” del imperio. 
 
Fue un Reino latino después de la cuarta cruzada (1204) y tras una larga disputa entre griegos y otomanos cae finalmente en manos de los segundos, en 1430. En 1492 recibe gran cantidad de los judíos expulsados de España al punto de ser apodada la “Jerusalén de los Balcanes”.

 Los judíos fueron la comunidad más importante de Tesalónica hasta la II Guerra Mundial cuando el 98% casi fue exterminada por la Shoah. Durante el período del imperio otomano, siguió siendo el mayor puerto de la zona por donde transitaban todos los productos de los Balcanes, así como una de las ciudades más modernas y cosmopolitas del imperio. Fue reconquistada por Grecia en 1912 durante la segunda guerra balcánica. En los años ´50, experimenta profundos cambios urbanísticos que han configurado su fisionomía actual. Sede de la Feria Internacional, es indudablemente un relevante centro comercial y de negocios del país. 
 
Monumentos históricos 
 
El centro de la ciudad presenta una gran riqueza artística reconocida como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, en 1988, con la denominación Monumentos paleocristianos y bizantinos de Tesalónica. Por su gran cantidad de monumentos bizantinos es considerada como un museo al aire libre de arte bizantino.Entre ellos destacamos: 
 
-El foro antiguo (finales s.II y principios del III a. C), con plazas, pórticos y el Odeón, el palacio de Galerio Maximiano (s. IV a. C), las termas, el hipódromo, los templos y otros monumentos y ruinas (entre ellos mosaicos de exquisito arte) sacados a la luz con la ayuda de las excavaciones. En la plaza sur, se encuentra el famoso Pórtico de los ídolos, que está construido en dos pisos decorados lujosamente.
-El Arco de Triunfo de Galerio (Kamara), construido en el año 305 para conmemorar sus éxitos militares en las provincias orientales del Imperio Romano. El Arco del Triunfo conectaba la Rotonda con el palacio del imperador que se encontraba más hacia el mar. En sus pilares todavía se pueden apreciar detalles de los relieves escultóricos representando a soldados de Galerio combatiendo los persas.
-La Rotonda es un edificio de principios del s. IV que de mausoleo pasó a ser una iglesia cristiana. En su interior está la tumba de Galerio y se pueden ver los impresionantes mosaicos del s. IV.
 
-Las iglesias: de Acheiropoietos, basílica paleocristiana del siglo V y de tres naves y con techo esculpido de madera, de Santa Sofía (siglo VII) de gran tamaño y hermosos mosaicos, de la Virgen de Chalkeon (s.XI), de Lukas David (siglo XII), de San Panteleemón (finales de siglo XIII) de cuatro columnas en forma de cruz cuadrada, de los Santos Apóstoles (s. XIV), de Taxiarjes (siglo XIV), de Panaguda, una basílica de tres naves con iconos importantes, de Agios Ioannis Prodromos (Nymphaion), así como el monasterio de Vlatadon del siglo XIV y la iglesia de San Demetrio, una espléndida basílica dedicada al santo patrón y protector de la ciudad, con valiosos iconos y una cripta del s.V.
-El recinto arqueológico en el número 3 de la calle Septemvríu, con restos del cementerio basílico, de un lugar de martirios y de tumbas cristianas. -La casa de baños bizantina (siglo XIII).
-Las murallas bizantinas de la ciudad rodeadas de imponentes fortificaciones como el Heptapyrgion que fue levantado por etapas, desde los primeros años de la era bizantina hasta la época otomana. 
 
El visitante de Tesalónica se quedará, también, sorprendido por sus monumentos otomanos: 
 
-La Torre Blanca (Lefkós Pirgos) del siglo XV, símbolo de la ciudad. 
 
-Las mezquitas de la Cami Hamza Bey (siglo XV), el Aladja Imaret Cami (s. XV) y el Cami Yeni (de 1902). 
 
-Los Hamams (casas de baño turco): El Hamam Pazar (siglo XV), el Pasha Hamam (siglo XV), Hamam Bey (siglo XVI), el Yeni Hamam y el Hamam Yahudi. 
 
-Bezesteni, un edificio rectangular del siglo XV con seis cúpulas de plomo y cuatro entradas, una en cada lado. A su alrededor se despliega el mercado y el Ágora Romana. El bezesteni era una institución muy importante de las ciudades otomanas. Era una especie de centro comercial de la época, función que conserva hasta hoy. 

Descubra los barrios y puntos de encuentro de la ciudad: 
 
 
-La Ciudad Vieja (Ano Polis) que lleva bien marcada la impronta de las arquitecturas otomana y tradicional macedónica. A su lado se pueden apreciar, hasta hoy, las humildes viviendas levantadas por los refugiados tras su llegada masiva a Tesalónica como consecuencia de la derrota griega en Asia Menor, en 1922. 
 
-El barrio histórico de Ladádika donde, tradicionalmente, estaba instalado el mercado de alimentación. Se sa salvado del gran incendio de 1917 que arrasó la ciudad y, tras una serie de intervenciones urbanísticas, se ha rehabilitado convirtiéndose, hoy, en una de las más concurridas zonas de diversión y ocio. 
 
-Los mercados tradicionales: el más importante es el mercado de Modiano que lleva el nombre del arquitecto que diseñó el edificio. Es el mercado central de Tesalónica construido, como la mayoría de los edificios del centro, en 1922 tras el incendio devastador,. Es rectangular con una cubierta de cristal. Más pequeños son los mercados de Kapani y Vlalis, el mercadillo de la plaza Athonos y los 'Luludadika' (mercado de flores). 
 
-La avenida Vasilissis Olgas, llena de edificios neoclásicos y muchos ejemplos de arquitectura ecléctica de finales del siglo XIX.

-La plaza de Aristóteles es la plaza principal y el corazón de la ciudad. Obra del arquitecto y urbanista Ernest Hébrard, está rodeada de edificios monumentales que albergan hoteles, tiendas comerciales y muchas terrazas y cafés. 
 
Otros monumentos y edificios de la ciudad: 
 
-Mylos (molino). Un antiguo complejo industrial construido en 1924 que incluye, también, las fábricas de cerveza FIX y la planta industrial Vilka. Fue remodelado y rehabilitado, alberga hoy grandes eventos culturales. 
 
- El monasterio Lazarista (1886), construido por la orden monástica de los Hermanos de la Misericordia, se utiliza actualmente como un espacio cultural. 
 
-El Teatro Real y el Auditorio. 
 
-El edificio YMCA (Unión Cristiana de Jóvenes de Tesalónica) construido en 1924 presenta una interesante mezcla de elementos arquitectónicos neocolonialistas. 
 
Los museos de la ciudad: Los más importantes son el Museo Arqueológico, el Museo de la Cultura Bizantina, el Museo Folklórico y Etnográfico de Macedonia, el Museo de Arte Contemporáneo, la Fundación de Arte “Telóglion”, el Museo Cinematográfico y el Centro de Ciencias y Tecnologías. 
 
Tesalónica es una ciudad universitaria con un ambiente de diversión muy animado y atractivo, especialmente para los jóvenes. Hay muchos bares y pubs de copas y para ello nada mejor que ir hasta la zona de Bit Pazar y la Plaza Athonos pero, también, hay muy buenos bares y restaurantes en la Plaza Aristóteles.

 
 

banner panorama

banner newsletter panorama

  1. Lo más visto
  2. Grecia e Iberoamérica
Llegarás a Grecia

Llegarás a Grecia

Agosto 10, 2016